Logo
0 0 0 0 0
Rss Facebook Twitter YoutubeInstagram
Murga Jarana

Desde 1994 esta murga lleva sorprendiendo con su peculiar humor, que mezcla el sarcasmo, la sorpresa, lo más cotidiano y el surrealismo a partes iguales.

Información del grupo

Tipo de agrupación Año de debut Dirección web
Murga masculina 1994 http://murgajarana.blogspot.com/
Población de origen Twitter Facebook
Badajoz @murgaJarana

Año a año

Año Disfraz Premios
2014 Comerciales
2012 Indignados (Niños repetidores de curso)
Sexto Premio
(Concurso de Murgas)
2011 Niños Repetidores de Curso
2010 Bailarines de "bailes de salón"
Cuarto Premio
(Concurso de Murgas)
2009 Barrenderos
Cuarto Premio
(Concurso de Murgas)
2008 Trapecistas
Segundo Premio
(Concurso de Murgas)
2007 Chicos del coro de una iglesia
Segundo Premio
(Concurso de Murgas)
2006 Pescaderos
Primer premio
(Concurso de Murgas)
2005 Chicas de La Casa de la Pradera
Quinto Premio
(Concurso de Murgas)
2004 Gemelos
Tercer Premio
(Concurso de Murgas)
2003 Bañistas
Primer premio
(Concurso de Murgas)
2002 Anís La Castellana
Tercer Premio
(Concurso de Murgas)
2001 Niños empollones
Quinto Premio
(Concurso de Murgas)
2000
Segundo Premio
(Concurso de Murgas)
1998 Pollo
Segundo Premio
(Concurso de Murgas)
1997
Segundo Premio
(Concurso de Murgas)
1996
Tercer Premio
(Concurso de Murgas)
1994
Cuarto Premio
(Concurso de Murgas)

Curiosidades

Jarana no nació como murga. Lo hizo como coro allá por 1988.
Una de las anécdotas más divertidas que se recuerdan en el concurso de murgas ocurrió en 2005, cuando, vestidos como chicas de La Casa de la Pradera, se les escapó una gallina por el escenario, provocando risas del público.
En 2012 repitieron disfraz tras su descalificación en 2011 por la irrupción del cojo de Jarana (antiguo componente de la agrupación) en las tablas del López, gritando de alegría una vez concluída la actuación. Jarana siempre consideró su descalificación como una ultraortodoxa interpretación de las normas por parte del jurado del concurso, más dado a castigar este tipo de acciones que a considerarlo parte de los avatares propios de las murgas.
Son poco dados a cantar canciones serias, llegando incluso a hacer parodias de las mismas. Como excepción, cantaron al teatro Menacho de Badajoz, lugar donde debutaron, o al abandono del Guadiana. Si uno de sus pasodobles parece, en un comienzo, que va en serio, es probable que dé una sorpresa al final.

 

Página optimizada para la fiesta